Hernán Rodríguez Castelo

Escritor, historiador de la literatura y crítico de arte

 


Volver a la Portada

Un siglo de libros

un libro completo

Creación

Literatura infantil y juvenil

Historia de la literatura ecuatoriana

Crítica de arte


 

BIOGRAFÍA

LIBROS PUBLICADOS

COMUNICADOR

IDIOMA Y ESTILO

TARJETAS AMARILLAS

GALERÍA

 

Contactos y correspondencia

Av. NNUU 120 y Amazonas, torre C del CCNU. Piso 12 Telf. 593 2 2257452 Quito-Ecuador

Enviar correo electrónico asigridrodriguezc@yahoo.com con preguntas o comentarios sobre este sitio Web.
Copyright © 2008 Hernán Rodríguez Castelo

 

 

¡Ahora digitales!

El gran libro del desnudo ecuatoriano

 

TONTOBURRO


Quito y Cádiz,    Mejía y las dos constituciones

Charla en el Congreso por el Bicentenario

de la Constitución de Quito, 14 de febrero 2012

 


A propósito del libro Manuela

Manuela en la Casa

Colección Bicentenario

 

De venta en la librería de la CCE y con el autor

 

Video y Galería de fotos

 

Comentarios:


Sobre literatura infantil y juvenil

Análisis de las obras clásicas de la literatura infantil y juvenil

Edición: Universidad Técnica Particular de Loja. www.utpl.edu.ec

Libro manual que da herramientas al maestro y maestra o promotor de lecturas que le permitan llegar al conocimiento y valoración e inteligencia de los textos destinados  a los niños, para generar las destrezas de análisis y crítica de esos textos.

Los cuentos más bellos del mundo

Edición: Universidad Técnica Particular de Loja. www.utpl.edu.ec

Libro en el que se hace el análisis de cinco cuentos para niños que pertenecen al patrimonio de la humanidad: Cenicienta o el zapatito de cristal, de Charles Perrault (1628-1703); Hansel y Gretel, de Jacob y Wilhelm Grimm (1785-1863/1786-1859); Bella y bestia, de Jeanne Marie Leprince de Beaumont (1711-1780); La Sirenita, de Hans Christian Andersen (1805-1875); y, El Príncipe Feliz, de Oscar Wilde (1854-1900).

 

1967-13 de enero 2017

"El grillito del trigal" cumplió 50 años

De izquierda a derecha: Hernán Cuellar, HRC, Nina Chimba, Dolores Ortiz, Juan Manuel Ortiz

Con un hermoso concierto de música compuesta por José Manuel Ortiz e interpretada por él mismo en violín y piano se tuvo una celebración más bien íntima de los 50 años del cuento para niños "El grillito del trigal".

Fue el propio compositor quien dijo al comenzar el acto que ese 13 de enero de 2017 se cumplían cincuenta años de la noche en que Hernán Rodríguez Castelo escribió esa bella historia. El autor, allí presente, confesó que no había recordado  tal aniversario. Pero era exacto: en "El cuento de estos cuentos" puesto al comienzo del libro que lleva el título del famoso cuento podía leerse:

"El primer cuento es "El grillito del trigal". Lo conté por primera vez la noche del 13 de enero de 1967 a dos niñas que tenían, creo, ocho o nueve años, y les gustó. Una de las pequeñas  estaba de cumpleaños y le había prometido leerle algo de "Caperucito Azul". Pero, a la hora de la hora, llegué a su casa con un pastel y sin el "Caperucito", y eso a ella no le hizo ni pizca de gracia. Tuve, pues, que inventar un cuento. Y esa noche, junto al fuego, nació "El grillito" de principio a fin, sin descanso ni interrupción".

Para conmemorar ese aniversario, el compositor, joven pero ya brillante, había hecho música las canciones que entonaba el grillito en su trigal, a la salida y a la puesta del sol, y las hermosas melodías que tocaba ya convertido en hombre, en un violinista ciego, para los locos y para sus amiguitos, los niños.

El cuento así revivido como música lo narraba el cineasta Hernán Cuellar, y dos jovencitas dieron voz a los personajes: a Juan Sabio, María Dolores Ortiz, y al  grillito, Nina Chimba.  El propio Juan Manuel hacía las voces de las brujas de la noche y del grillito hombre. 

Líricas melodías en el violín para  el poético vivir del grillito cantor en su trigal. Cobraban un aire nativo, con reminiscencias de sanjuanito en la canción con que el grillito evocaba a su amigo de los campos, el pastor. Y se transían de los tristes tonos del yaraví para los momentos doloroso de la vida del pequeño grillo. Y puntos de clímax para los momentos de trasmutación, de grillo en hombre y, nuevamente, de hombre en grillo. El cuento, con esa música, cobró nuevo poder de conmover.

Obra tan importante saltará algún día -ojalá pronto- al gran escenario y, ojalá, a su difusión por medios electrónicos.

Pero hubo más en esta noche memorable: el violín en que Juan Manuel interpretaba su música había pertenecido a su bisabuelo, el maestro Carlos Amable Ortiz, autor de cientos de obras para violín, piano y voces, y él mismo célebre intérprete del violín. Y ese violín, guardado por sus herederos como reliquia, le había sido entregado esa noche al joven músico de la familia,  y él lo había estrenado esa noche, en el estreno de su hermosa obra.

Un auditorio emocionado comentó que lo acontecido esa noche debía ser único en la historia de la literatura ecuatoriana: que un cuento cumpliese cincuenta años, fresco, vivo, emocionante como cuando se escribió; que se celebrasen esos cincuenta años con una creación musical de esa importancia hecha para realizar esa música que en el cuento solo se refería. Y que todo eso se hubiese hecho en presencia del autor del cuento.

HRC con el compositor Juan Manuel Ortiz junto a una de las partituras escritas creadas.

 

Al finalizar la interpretación de la obra, el autor del cuento abrazó conmovido al gran músico, y Juan Manuel le confió que el cuento lo había leído a sus diez años y la emoción que entonces sintió había llegado hasta la música de esa noche.


Volver a la Portada

Un siglo de libros

un libro completo

Creación

Literatura infantil y juvenil

Historia de la literatura ecuatoriana

Crítica de arte


Contactos y correspondencia

Av. NNUU 120 y Amazonas, torre C del CCNU. Piso 12 Telf. 593 9 3348231 Quito-Ecuador

Enviar correo electrónico a sigrid.quito@gmail.com con preguntas o comentarios sobre este sitio Web.
Copyright © 2008 Hernán Rodríguez Castelo